miércoles, 29 de abril de 2009

Dulzura

Inspirado por un poema que encontré en el blog de †[{Poupée brisée}]† quizé poner aquí mi propio poema de "Dulzura" que leí hace ya un mes más o menos en la expo-arte de mi área. La verdad hace ya mucho tiempo que escribí este poema para alguien... la verdad, aunque es un buen poema, aún me da algo de cosa leerlo. Pero creo que es algo que merece ser públicado.

Nunca te eh mentido...
Sabe muy dulce, dulce, dulce
Es un lindo cambio...
Del diario agridulce de mis días.
Tu sabor, tu esencia
Mucho más dulce,
Te deja con la duda
Te da un poco de adicción .
Y en el preciso momento
En que sé que debo detenerme
Surge la cruel pregunta
¿qué pasará,si pruebo un poco más?
¿Que pasará, si voy un poco más halla?
“No esta noche”
surge la respuesta, de la fría razón
“no esta bien”
surge la respuesta, de la justa alma...
pero aún así, algo te invita,
a cuidar de su dulzura
a corresponder, toda su dulzura
dulce, dulce, dulce...
jamás te eh mentido...
deliciosamente dulce...
incorrectamente dulce...
Ambos vuelven al mundo real.
Se dicen amigos al despedirse
Vuelve cada quien a donde debe estar
Dejan todo en su lugar.
Aquí nada pasó
Nos elogiamos un poco
Nos apoyamos un poco
Nos unimos un poco
Cosas de amigos, nada más...
El vuelve a donde debe estar
Amando a aquella otra
Amando al agridulce tan acorde a el
A la agridulce, a la que dedica su vida...
Pero pensando
“si tuviera un poco, de aquella dulzura...”
Ella vuelve a sufrir, ella vuelve a callar
Se prepara para volver a llamarlo “amigo”
Entierra todo sentimiento
Pues de otra forma, colapsara.
Prepara más de su dulzura
Para no verlo alejarse más.
El la siente sufrir en silencio
Y aun en los brazos de la otra
Llega a sufrir junto a ella.
Dulce, dulzura
Juegan y ríen
Aquí sigue sin pasar nada
Amigos jugando y nada más
Un cuadro dulce como la miel.
Sin darse cuenta, que son incapaces
De poderse soltar.
Al despedirse esta noche dicen
“ se feliz”
“se feliz por igual”
y vuelven a marchar.
Noche a noche al despedirse
Una entierra sentimientos en la arena
El otro se muere por probar
Un poco más de aquel dulce...
Que sólo su amiga
Le quiere dar...
Mi querida agridulce, echa a la medida para mi
No sabe que hacer
Yo tampoco sé, ahora que pasara.
¿En verdad es posible
Recuperar una amistad
Deseando probar
Día a día un poco más
Día a día un poco menos...
De aquella dulzura
Que sólo tu das?
Los agridulces, del otro lado de la pantalla
Queremos creer que sí
Y poco a poco luchan
Por hacer con toda esta dulzura, una amistad.
Aunque la dulzura de esta
Se haga un poquito amarga
Porque fue mezclada
Con amor indeseado
No correspondido...
Prohibido...
Y al día siguiente, todo debe seguir exactamente igual.
Tu y yo, disfrutando esta dulce amistad
Aunque, sin dejar de notar jamás,
Ese pequeño toque
De amor amargo al final.



En verdad que este poema, tiene algo de maldito... En parte me gustaría olvidarlo, en parte reconozco su talento...

Hairo Nigerrouse - End Phase, your turn!

1 comentarios:

Maron dijo...

me elogio saber que mi poema te recordo este escrito.
el cual es basante interesante.
me guta el toque final.
el amor tiene un sabor amargo
(lamentablemente)